domingo, 25 de noviembre de 2007

TED NUGENT - Love Grenade


Hace ya muchos años que me negué a leer más entrevistas de Ted Nugent. Harta de sus declaraciones fascistas y homófonas, opté por olvidarme del Ted-persona y seguir alimentando mi admiración por el Ted-músico, ese guitarrista único y genial que nos tenía abandonados desde hace cinco años, cuando editó Craveman. Para su triunfal regreso, se olvida de sus devaneos metaleros, llama para la producción a Jack Blades (antiguo compañero en Damn Yankees) y recupera las raíces sureñas, el aroma bluesero -“Lay With Me” dedicada a James Brown, irónica contradicción con las ideas racistas de Nugent – y, en su línea, las letras sexuales, muuuuy sexuales (ojito a “Girl Scout Cookies”, que tiene tela…) Pero, sobre todo, vas a encontrar mucho de ese Nugent clásico de siempre: rock n’ roll desenfrenado y casi egocéntrico (como para no quererse a sí mismo, a ver quién con su edad es capaz de mantenerle el pulso a los bestiales “Aborigine” y “Still Raising Hell”), apegado más que nunca a la cultura nativa norteamericana en temas como “Geronimo & Me” o el westerniano “Spirit Of The Buffalo”, con ralladuras tan típicas del tío Ted - “Funk U”- y la impresión tras unas cuantas escuchas de que este hombre, curioso personaje, es el monstruo de siempre, capaz de lo peor y, en este caso, de lo mejor.

1 comentario:

Suko dijo...

A mi no me parece contradictorio que le dedique un tema a Browm, porque Ted no es racista, es xenofobo que no es lo mismo. De hecho, siempre se ha posicionado contra el KKK. No es lo mismo no querer a extranjeros en tu país, que odiar a todo el que sea de otro color. Ted siempre ha admirado a la cultura india, asi que racista no puede ser.